Accidentes domésticos: aprende a prevenirlos

Los colectivos con más riesgo de accidentes domésticos por estadística son las amas de casa, los niños y por último, los mayores. En este último colectivo de personas hay que hacer hincapié en las caídas y poner especial cuidado en su prevención. Para ello se recomienda adaptar la vivienda para procurar el bienestar de los jubilados.

Todas las estancias del hogar pueden ser peligrosas. Para evitar que tu vivienda se convierta en estancias de riesgo para las personas que la habitan y poder estar más tranquilos, se recomienda reducir los riesgos en la cocina con una serie de normas de seguridad e higiene.

Los accidentes domésticos en muchas ocasiones se producen por despistes o por negligencias a la hora de usar utensilios de cocina u otros similares. Otras veces pueden producirse por cansancio, desorden en la vivienda o incluso una mala limpieza del hogar.

Para evitar los pequeños accidentes domésticos y reducir aún más el riesgo en la cocina y demás estancias, es muy recomendable seguir una seria de normas como las siguientes:

  1. Si es posible utiliza una placa vitrocerámica o de inducción en vez de cocina de gas.
  2. Si estás cocinando y la sartén prende fuego, pon una tapa encima para ahogar la llama.
  3. Si percibes olor a gas, no acciones interruptores eléctricos ni enciendas cerillas o mecheros: la chispa provocaría una gran explosión, ventila primero la estancia.
  4. Instala barras de apoyo y tiras antideslizantes en duchas y bañeras.
  5. No utilices aparatos eléctricos mientras estés en la ducha o dándote un baño.
  6. Mantén los medicamentos en los envases originales.
  7. Retira los mangos de las sartenes para adentro para no tropezar con ellos, y pon cuidado en que no se calienten para que al cogerlos no te produzca una quemadura.
  8. Opta por puertas para la ducha en vez de cortinas para evitar caídas.
  9. Pon alfombras antideslizantes.
  10. Coloca un botiquín, siempre a una altura inaccesible para los más pequeños.
  11. Mantén el suelo libre de cables, cajas y otros objetos con los que podrías tropezar.
  12. Alfombras con sistema antideslizante.
  13. Asegúrate de que el televisor está bien anclado a la pared en un soporte especial para ello.
  14. Los calefactores o estufas, lejos de las paredes, cortinas y muebles.

No hay comentarios

Escribe un comentario
No hay comentarios todavía Tú puedes ser el primero en comentar este post

Write a Comment

<

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies