¿Es seguro un lavavajillas?

¿Es seguro un lavavajillas?

Los electrodomésticos son aparatos y, por tanto, pueden estropearse en cualquier momento. Una incidencia puede ser un trastorno, sobre todo si tardan días en solucionarla. ¿Qué hacemos hoy en día sin una lavadora o sin un lavavajillas? Lavar la ropa a mano o toda la vajilla no es plato de buen gusto, por eso a nadie le gusta que sus electrodomésticos se estropeen.

Hay fabricantes que nos aportan más seguridad porque someten a sus electrodomésticos a exhaustivos controles de seguridad. Ellos son los primeros interesados en que los lavavajillas, y el resto de aparatos, sean lo más seguros posibles. Un fallo de esas características podría provocar un descenso de la venta de unidades y una pérdida de confianza. Y saben que volver a ganarla cuesta muchísimo tiempo.

Por eso, los electrodomésticos de los grupos líderes en el sector invierten grandes sumas de dinero para garantizar la seguridad en el hogar. No es cosa menor, el incendio, por ejemplo, de un electrodoméstico puede provocar grandes daños en una casa, incluso heridos.

Gracias a esos mecanismos de control, actualmente los electrodomésticos son totalmente seguros. Hay muy pocos casos de incidencias graves que hayan causado daños. Son prácticamente anecdóticos y responden, como hemos dicho, a fallos puntuales.

Posibles peligros

No obstante, para asegurar un buen funcionamiento, lo mejor es cuidarlos de la mejor manera posible, siguiendo siempre las instrucciones del fabricante. Entre estos consejos se encuentra utilizar siempre los productos específicos y no otros que pueden alterar el mecanismo interno.

Por ejemplo, tendemos a pensar que el vinagre, que es un desinfectante natural muy eficaz para limpiar, puede sustituir al abrillantador en el caso del lavavajillas.

Tanto la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) como los fabricantes nos alertan de que el vinagre es un ácido que a la larga podría dañar el interior del lavavajillas. “Su acción no es comparable a la del abrillantador, pues no es capaz de poner en la superficie de la vajilla esa pátina que hace resbalar el agua”, comentan desde la OCU. Y nos advierten de que muchas pastillas de detergente incluyen ya el abrillantador. “Si la usas, asegúrate de que no utilizas más abrillantador”.

Por otro lado, lavar los platos en el lavavajillas es también más seguro y eficaz que hacerlo a mano. La temperatura que alcanza el lavavajillas (50-65º) actúa contra las bacterias y microbios de la vajilla de una forma eficaz. Desinfecta los platos y los vasos, algo que no conseguimos al cien por cien con el lavado mano.

Además cuando lavamos a mano gastamos mucha más agua que el lavavajillas, que suele utilizar entre 10 y 16 litros.

Otro de los “mitos” que destaca la OCU sobre el lavavajillas es que no hace falta lavar los platos o los cubiertos antes de introducirlos. Es un gasto de agua innecesario porque la máquina es capaz de limpiarlos por sí solas. Otra cosa son los restos sólidos de la comida, que deberemos retirar con una servilleta de papel, por ejemplo. De esta forma evitaremos que se cuelen en el interior del lavavajillas y puedan provocar incidencias o atascos.

Para conservar y cuidar nuestro lavavajillas de la mejor manera posible, deberemos también utilizar la cantidad exacta de detergente. No por utilizar más cantidad, nuestros platos van a quedar más limpios.

Este es otro mito que debemos enterrar si queremos que nuestro lavavajillas funcione como el primer día durante mucho tiempo. Además sería un gasto totalmente innecesario. Desde la OCU nos aconsejan que la dosis adecuada de detergente ayuda a aprovechar al máximo su potencial. Si no estás contento con cómo deja tus platos, nos aconseja cambiar de detergente. En el mercado podemos encontrar una gran variedad.

¿Y si algo falla?

Como decíamos al principio ningún aparato está exento de sufrir fallos o incidencias, aunque actualmente es poco probable que ocurran. Los lavavajillas están diseñados con tecnología puntera y garantizan al máximo la seguridad.

No obstante, si cuidas a tu electrodoméstico y sigues los consejos del manual de instrucciones, evitarás que estos fallos ocurran y prolongarás la vida útil de tu lavavajillas.

 


Artículos relacionados

El mantenimiento ideal de tu campana extractora

¿Qué sería de tu cocina sin la campana extractora funcionando a pleno rendimiento mientras preparas tus menús? Todas esas emanaciones:

Obesidad infantil: menú semanal para controlarla

Cocinar al vapor es una buena opción a la hora de pensar en las dietas para niños obesos ¿Sabes qué

¿Por qué falla el lavavajillas?

Antes de meternos en “faena”, una pequeña reflexión. Los electrodomésticos han llegado a ser tan imprescindibles en nuestras vidas que

No hay comentarios

Escribe un comentario
No hay comentarios todavía Tú puedes ser el primero en comentar este post

Write a Comment

<

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies