Limpieza contra los accidentes domésticos

cocinando_con_gas

La limpieza en el hogar, va mucho más allá de la estética. En lo que respecta a tus electrodomésticos y/o instalaciones de todo tipo, su correcto estado de conservación, asociado con funcionamiento y prevención de riesgos, se sustenta en primera instancia en la debida limpieza que prevenga deterioros y disfunciones. Por supuesto, además, el ambiente de tu hogar presentará un entorno plenamente saludable.

Evitar fugas de gas

Las fugas de gas pueden provenir del sistema de calefacción o de las placas de cocina. Veamos cómo proceder en ambos casos para prevenir fugas.

  • instalación_gasLimpieza de instalación de gas: Haces muy bien en solicitar la revisión periódica del servicio de mantenimiento de tu instalación de gas. Te quedas más tranquilo cuando un instalador profesional y autorizado supervisa el buen estado de una instalación de potencial riesgo. Pero claro, ¿qué haces el resto del año? La revisión dejará tu instalación como nueva, pero en 12 meses pueden pasar muchas cosas. La habitual ubicación del sistema del gas en las cocinas, balcones o terrazas deja expuestas partes de sus componentes. En la cocina, con las habituales emanaciones de todos los cocinados, más la propia suciedad que se acumula como en cualquier otra estancia, el principal riesgo de exposición del sistema de gas es la suciedad. Que el polvo se almacene en el suelo es un problema estético y puede derivar en infecciones diversas de poca relevancia, pero que ese polvo se adhiera a la caldera o a sus conductos y se combine con los restos grasos de las tareas de cocina no augura nada bueno para su mejor funcionamiento. Y claro está, no hablamos del funcionamiento del televisor, tratamos el tema del funcionamiento del sistema de gas. Dadas las características altamente inflamables del gas, una pequeña fuga de este gas puede provocar un incendio y una explosión de consecuencias fatales. Las intoxicaciones por gas también son comunes cuando no se es consciente de una fuga, o cuando se deja la placa de gas en funcionamiento. Una vez que pasa, la ventilación de la estancia es fundamental. Así que, como toda prevención, prioriza al máximo el asunto de la limpieza. Tómate el serio el hecho de observar caldera y conductos visibles y limpiar a conciencia cada semana. Te harás un importantísimo favor si procedes así. Y tendrás la certidumbre de que ningún deterioro podrá acabar provocando una fuga.
  • cocina_de_gasLimpieza de las placas de gas: Las placas de gas, para quien use este sistema en su cocina (ha vuelto con fuerza por su consideración como ideal para diferentes estilos culinarios más tradicionales) también deben ser limpiadas inmediatamente después de ser usadas, una vez que ya se han quedado frías todas sus partes. Las nuevas placas de gas incorporan sistemas de apagado automático si la llama se corta (importante mejora respecto a las versiones anteriores). Procediendo a una limpieza rápida de las partes y de la placa, con una esponja suave para no deteriorar componentes de goma y con agua bien caliente para dejar como nuevos quemadores y parrilla, de este modo conseguirás el mejor estado y la mayor seguridad.

Una pista importante sobre el correcto funcionamiento de la caldera o de la placa de gas es que al divisar su llama, esta debe ser de color azul, en otro caso, si amarillea o tiene un cierto color naranja, o bien andas escaso en el caso de la placa o puedes tener una fuga. Presta atención.

Cortar todos los sistemas de gas durante ausencias prolongadas es una estupenda medida que debes considerar.

Los electrodomésticos limpios

Por supuesto, la limpieza también es una condición de uso necesaria en cualquier electrodoméstico. Lo menos importante al final es que se rompa el lavavajillas o la lavadora. Lo verdaderamente importante es que el incidente mecánico derive en un accidente personal. No pocos aparatos, sometidos a condiciones de trabajo sin higiene alguna se ven sometidos a sobreesfuerzos y acaban fallando. Un chispazo en un cable deteriorado, un exceso de suciedad en partes accesibles de cualquier motor pueden acabar provocando el accidente.

Ten en cuenta que donde llega tu mano por descontado que también llegará el polvo y cualquier otro residuo. En los casos más extremos, la proliferación de suciedad supone un efecto llamada para la aparición de insectos u otros seres vivos que puedan entrometerse en las partes internas de tus electrodomésticos…

Lo dicho, si tu mano llega, procede a limpiar las partes accesibles. Si el electrodoméstico dispone de partes desmontables mejor todavía para darles un repaso. Las zonas de apertura de lavadora, lavavajillas o frigorífico facilitan tu intervención como limpiador – mantenedor.

 


Artículos relacionados

Consejos de seguridad en la cocina

Cuando hablamos de seguridad en el hogar, la seguridad en la cocina debe ser uno de los ámbitos de mayor

4 pasos para evitar accidentes domésticos

Los accidentes domésticos en el hogar se producen más de lo que podemos pensar. En nuestra casa los percances nos

La cocina, espacio seguro

La seguridad en la cocina es el caballo de batalla en cuanto a los accidentes en el hogar. La habitual

4 comentarios

Escribe un comentario

    Write a Comment

    <

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies