¿Sabes cómo limpiar la nevera por dentro?

Una correcta limpieza de tu frigorífico regular y en profundidad, es más que una obligación dentro de las diferentes labores que debes de realizar para una buena limpieza de cocina. Si quieres conservar y mantener todos tus alimentos en las mejores garantías, no puedes dejar tu nevera sin un mínimo de limpieza y orden. Es por ello que se hace esencial saber bien como limpiar la nevera por dentro y por fuera.

Sabiendo que este electrodoméstico funciona 365 días al año, es muy importante que sepas como limpiar la nevera por dentro y exhaustivamente cada cierto tiempo. Como ocurre con otros electrodomésticos, el mantenimiento del frigorífico forma parte de la limpieza del hogar y es esencial mantenerlo en un estado óptimo.

Saber cómo limpiar la nevera por dentro es más sencillo de lo que piensas y además se puede realizar en cómodos y rápidos pasos. No obstante, nunca está de más conocer y aplicar determinados trucos y consejos para la limpieza de cocinas y poder así conseguir mayor eficacia a la hora de enfrentarte a los contratiempos que puedan surgir en las diferentes fases de limpieza, en este caso concreto, de tu nevera.

Utiliza limpiadores naturales.

A la hora de limpiar tu frigorífico, si prefieres una limpieza natural y evitar olores desagradables de químicos, utiliza limón o vinagre.

Tu nevera de acero inoxidable impoluta.

Limpiar tu frigorífico en su zona de acero inoxidable con aceite de oliva es una opción más que acertada. Con el aceite de oliva podrás ocultar los arañazos o marcas y aumentarás el brillo de las puertas de tu nevera.

Ambientador natural para tu nevera.

Cuando termines de limpiar tu frigorífico, puedes mantener en perfectas condiciones su interior con un ambientador usando limón y hierbas aromáticas para evitar la proliferación de malos olores.

Conoce cómo limpiar la nevera por dentro.

El primer paso que debes de dar es Desenchufar tu nevera de la toma de corriente y sacar todos los alimentos del interior sin romper la cadena de frío. Acto seguido, retira las estanterías y los cajones y dispensadores.

Para limpiar tu frigorífico en el interior utiliza un paño y una mezcla de bicarbonato de sodio y agua. También puedes utilizar un producto específico para este tipo de limpieza. Aclara con un paño seco. Si es necesario retira el moho de la goma de la puerta con lejía, un cepillo de dientes o similar y un trapo para secar.

 

 

 


No hay comentarios

Escribe un comentario
No hay comentarios todavía Tú puedes ser el primero en comentar este post

Write a Comment

<

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies