Averías típicas en cafeteras

Averías típicas en cafeteras

Los amantes del café somos muy dados a disfrutar de éste en sitios muy concretos donde sabemos que sirven el que nos gusta, pero también nos encanta deleitarnos con una buena taza de café en nuestra propia casa. Por eso, la mayoría de nosotros conocemos bien los tipos de cafetera que existen.

Si a ti también te gusta el café y te estás planteando comprar una cafetera para tu casa, te voy a hablar sobre los diferentes tipos entre los que vas a poder elegir:

Cafeteras de goteo: En este tipo de cafeteras el agua se vierte en un recipiente en la parte superior. Esta agua se calienta y pasa gota a gota a través de un filtro lleno de café molido, cayendo así el café ya listo en la jarra. La mayoría de estas cafeteras cuentan con una placa en la parte inferior que mantiene caliente el café de dicha jarra.

Cafeteras expresso: Este tipo de cafetera es quizá la más indicada para los amantes del café intenso. En ellas, el agua se calienta a la temperatura óptima (unos 90ºC), justo sin que llegue a hervir, lo que echaría a perder el sabor del café. Con este tipo de cafetera se pueden preparar diferentes variedades: capuccino, macchiato, americano, etc.

Cafeteras de cápsulas: La gran diferencia con las cafeteras expresso, es que en éstas, en lugar de echar el café en grano, se emplean cápsulas con la dosis exacta de café molido. Estas cápsulas se perforan cuando se insertan en la máquina. El agua caliente pasa a través de ellas y finalmente se obtiene la taza de café caliente.

Qué cafeteras se averían más

Es evidente que cada una de ellas cuenta con unas ventajas e inconvenientes a estudiar dependiendo de tus necesidades o preferencias.

De esta manera las cafeteras de goteo tienen la ventaja de que no necesitan hervir el agua previamente, y que además, gracias a la placa que incorporan, mantienen el café caliente. Algo muy práctico si no lo vas a servir en el momento. Vienen estupendamente cuando tienes varios invitados a los que servir café, puesto que pueden preparar entre 8 y 12 tazas. Esto mismo se convierte en un inconveniente si de forma habitual solo tomáis café una o dos personas en casa. Otro inconveniente es que si son de filtros desechables, la sustitución de los mismos puede ser costosa.
Su funcionamiento es sencillo, y no está compuesta de mecanismos complicados, por lo que normalmente la avería más típica es que se estropee la placa que calienta el agua.

Por otro lado, una de las ventajas de las cafeteras espresso como ya he mencionado, es que te permiten elaborar diferentes tipos de café y que incorporan un espumador de leche que hace que los cafés con leche tengan esa espumita tan deliciosa. Además, puedes tener lista tu taza en apenas 30 segundos.
Los inconvenientes es que solo puedes preparar 2 tazas a la vez, por lo que no resultan prácticas cuando necesitas preparar café para varias personas. El tamaño no es pequeño precisamente, y su coste suele ser algo elevado. Además, su sistema de funcionamiento es más complejo y consta de más partes, por lo que nos exponemos a una avería de cualquiera de ellas.

Por último, las ventajas de las cafeteras de cápsulas es que su uso es muy sencillo y además de café puedes preparar chocolate caliente o té helado. Además, puedes almacenar las cápsulas durante meses ya que no pierden su frescura. Su inconveniente es que las cápsulas son más caras que el café molido y algunas no son reciclables.

Cuánto dura una cafetera de cápsulas

Desde que estas cafeteras, las de cápsulas, salieron al mercado, han ido ganando terreno al resto. Los motivos son varios. En primer lugar, podríamos decir que por la comodidad y la rapidez. Preparar un café cuesta muy poco y es sencillo. Además, la comodidad de tener las monodosis en cápsulas que puedes almacenar durante bastante tiempo es otro punto a su favor.

Es fácil encontrar cápsulas en cualquier supermercado y de diferentes sabores y tipos de intensidad, lo que permite preparar diferentes cafés, cada uno a gusto del invitado.

Si tienes dudas acerca de si este tipo de cafeteras se estropea con facilidad, te diré que, evidentemente debes tener ciertas precauciones al usarla y tener en cuenta que hay cosas que nunca debes hacer, si quieres que tu cafetera te duré unos cuantos años, como por ejemplo, no dejar nunca la cápsula dentro de la cafetera, no realizarle una descalcificación cada cierto tiempo o no limpiar el depósito del agua. Tampoco debes reutilizar cápsulas ya usadas.

Si tienes en cuenta estas cosillas, puedes disfrutar de una cafetera de cápsulas y de los cafés que puedes preparar con ella, durante mucho tiempo.


Artículos relacionados

Problemas con la atención al cliente de tu electrodoméstico

Los CAU (Centros de Atención al Usuario) se están convirtiendo en el foco de nuestras posibles frustaciones en cuanto compramos

Lavavajillas con riesgo de incendio

Pensar en un lavavajillas con riesgo de incendio puede sonar contradictorio, considerando su trabajo fundamentado en el uso del agua.

¿Es más cara una reparación de la propia marca que de otro?

Es de vital importancia que hagas un buen uso de tus electrodomésticos en tu día a día, para que tengas

No hay comentarios

Escribe un comentario
No hay comentarios todavía Tú puedes ser el primero en comentar este post

Write a Comment

<

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies